lunes, 18 de junio de 2012

Porque en el fondo sabemos que todo tiene un final.

Cuando miramos atrás a veces nos cuesta distinguir de donde venimos. Hay sueños que dejamos atrás, momentos que intentamos borrar y personas a las que volveríamos a conocer. Todo puede cambiar en un solo instante: quien estuvo a tú lado se marchó, perdiste aquello que un día fue tuyo y dejaste marchar lo que más deseabas conservar. Un día todo puede perder sentido, y los sentidos pueden pasar a un segundo plano. Cuando lo que duele es el alma, el dolor físico ya no significa nada. Cuando te quedas quieto, y tus sentimientos gritan, pero tu boca no pronuncia palabra sientes que puede que ya no haya ningún sentido a continuar. Cuando el amor duele, deja de ser amor. A veces me gustaría poder dejar atrás el dolor, y todo lo que ello conlleva, para empezar a vivir sin que el alma me duela.

4 comentarios:

  1. Que profundo!!! me ha gustado mucho! Cuando el amor duele,deja de ser amor, me ha llegado! un besote guapa!

    ResponderEliminar
  2. http://24.media.tumblr.com/tumblr_m5x400wRbJ1r8ofwto1_500.png

    ResponderEliminar
  3. Hola! :)
    Me ha encantado tu blog, desde ya te sigo. ^^
    Me siento muy identificada con todas las entradas que he leído, con ese sentimiento de que alguien se te escapa y le echas de menos...
    Besos desde www.pensamientosdeadolescencia.blogspot.com
    PD: Espero verte por mi blog. ;)

    ResponderEliminar
  4. Preciosa entrada! :)
    Me encantó, al igual que el diseño del blog!
    Me verás por aquí a menudo!
    TE espero;
    http://noesesotristezaentusojos.blogspot.com/

    ResponderEliminar